sábado, 16 de septiembre de 2006

Mis lápices negros.

Los lápices negros están rompiéndose. No sé si de tanto usarlos o de que la gente no para de escribir. Mis lápices se están quedando sin goma para borrar los errores, auque son ideas y no equivocaciones. Los lápices no son para todos, no por elitistas, sino porque alguien los ha robado para sí mismo. Mi tilichera se llenó de ellos. Ahora sólo quedan unos cuantos. Existen mis lápices, están ahí, escribiendo conmigo, lo que pienso y opino; lo que siento e imagino; lo que quiero decir y no puedo con la voz que tengo, pero sí con las manos que he formado.

Hoy me han regalado nuevos lápices negros. No tiraré los viejos, sólo estarán juntos. Hoy quisiera escribir con uno de ellos. Escribir que la tarde está melancólica y que tus ojos se han abierto más que ayer, que mi esperanza no muere y que estoy feliz de estar viva. Escribir que estoy contenta de tener lápices nuevos y que con ellos podré expresar lo que siento, lo que pienso y lo que me gustaría vivir.
Mis lápices negros jamás me defraudan, es por eso que siempre los llevo conmigo.

2 comentarios:

Jaime dijo...

Lápices; son instrumentos extraños, ¿verdad?, uno se habitua a ellos y cree que son insustituibles, pero són sólo un medio. Otros instrumentos hay para realizar la misma labor, para ir matando el gusanillo, para ir trampeando hasta encontrar otro objeto que nos satisfaga. aunque nunca dejemos de recordar a los lápices.

ハイド dijo...

Me encanta este blog es muy calido, proyecta mucho de lo que eres, critica, sencible, tienes el don de la escritura....lo chevere de encontrar gente como tu es que son motivacion para tu trabajo , y realmente tus palabras envuelven... chao y gracias por compartirme este rincon tan lleno de ti... ハイド "Hyde" de yr.