domingo, 13 de agosto de 2006

Relación entre positivismo y sociología para la explicación histórica

Hablar de positivismo y sociología es recordar a Augusto Comte (1798-1857), ya que él estuvo inmerso en la creación del primero y el nombramiento del segundo. Antes del positivismo la vida humana se explicaba desde un punto de vista teológico, donde las pasiones y la religión expresaban la razón del ser humano.

Cuando Comte creó el positivismo, lo hizo eliminando toda tendencia subjetiva. Quería instituir una ciencia capaz de explicar la realidad histórica del ser humano. Por tanto, el positivismo excluyó toda noción metafísica y, como ya mencioné, la tendencia religiosa fue descartada. El objeto de estudio de esta doctrina filosófica era el humano, sin alteraciones de ideas y pensamientos.

Es ahí donde encuentro la relación de la sociología con el positivismo. Ya que Comte fue uno de los pioneros de la sociología. Al explicar el desarrollo social del ser humano Augusto Comte se encontró con problemas contundentes: debía crear una ciencia que explicara los procesos sociales y las relaciones del humano, y esta ciencia debía estudiar la estructura y el funcionamiento de las sociedades humanas.

Asimismo las relaciones sociales eran estudiadas a partir de la explicación; esta nueva ciencia utilizaría el método experimental (rechazando las hipótesis y las ideas “a priori”, los conceptos universales y absolutos). El positivismo trataba de explicar la realidad desde lo material, lo tangible, a lo contrario que se hacía en esa época con Hegel, que explicaba la vida humana desde un punto de vista ideal.

La sociología era la culminación del espíritu positivo. Esta ciencia se dedicará al estudio de los fenómenos sociales, explicando la evolución de la humanidad, tratando de controlar a la misma. La sociología no explica el surgimiento de la sociedad a partir del concepto de los primeros humanos (Adán y Eva), sino desde la evolución de las especies.

Comte toma el problema de la historia y la reclama como dominio propio de la filosofía positiva. En esta relación se da el carácter histórico de esta filosofía, ya que puede explicar el pasado de la vida humana.

La explicación histórica, a través de la explicación positiva, se basa en supuestos y planteamientos del método científico. Sin embargo, no quiere decir que antes del positivismo no existieran posturas teóricas que explicaran planteamientos ideológicos y políticos antes de la creación de la sociología (en ese entonces llamada Física Social).

Comte suponía que la Sociología como una ciencia positiva cumpliría una función importante: evitar crisis posteriores a causa de lo imprevisto. Ya que para él toda acción puede ser regularizada a través de la previsión de los hechos, y todo esto gracias a la ciencia positiva.

El positivismo y la sociología se involucran en la historia, explicándola a través del método positivista. Es aquí, donde el objeto de estudio se analizará desde la perspectiva experimental, sin tomar en cuenta los aspectos metafísicos que componen la vida cotidiana.

------------------------
Jordana A. Vázquez Espinoza

2 comentarios:

Anónimo dijo...

se que eres de mexico ,yo soy de peru, no estudi sociologia como profesion pero me ayudan tus ideas para un trabajo de la universidad.gracias, bendiciones

Anónimo dijo...

Gracias!