jueves, 7 de junio de 2007

Triste, pero cierto.

Ayer estaba bañándome, cuando escuché en la televisión que llegaría a un programa de espectáculos un director de cine mexicano. Me emocioné pensando que sería Guillermo del Toro.. pero no. Fue un directo que no es de mi agrado: Cuarón.

Salí de ducharme y me senté a ver y oír lo que pasaba en el programa, no me acuerdo del nombre del mismo, pero es conducido por dos señoras, una gorda que salía en "Entre lo público y lo privado".

Le hicieron una pregunta a Cuarón sobre el ejército, cuando él comenzó a dar su punto de vista contra ellos y de su mala utilización en beneficio de unos cuantos; en ese instante, rápidamente lo cortaron de forma "sutil" [que de sutil no tenía mucho].

Él comenzó a decir que "estaba cabrón eso y mucho blah, blah", entonces la mujer del programa antes mencionado comenzó a interumpirlo para que se fueran a una mesa a cenar... todo con el motivo de frenar su comentario. El director no sé si se dio cuenta, pero jamás continuó su participación sobre el ejército.

No entiendo por qué TvAzteca critica a Chávez, presidente de Venezuela, si ellos, junto con Televisa, carecen de veracidad, objetividad, crítica y libertad de expresión.

Es absurdo el constante ataque contra el presidente venezolano, cuando laactitud de TvAzteca y Televisa siempre ha sido a favor del Estado y contra el pueblo. Un ejemplo vivo lo tengo aquí mismo. Abajo verán el último programa del noticiero de 7 a 9 con Javier Solórzano que, indignado, salió por donde vino en unos cuando programas de participación, esto con motivo de la falta de libertad de expresión y por la coartación del pensamiento único.



Jusguen por ustedes mismos. ¿hay o no libertad de expresión en los medios de comunicación mexicanos?

3 comentarios:

Lenina dijo...

¿A favor del Estado o del gobierno en turno? Chávez merece todo eso y más, ni quien le crea que lo hace por el pueblo. No sé porque muchos latinoamericanos seguimos creyéndonos esa utopía del Estado Socialista, de los Gobiernos Populares, cuando tristemente sea izquierda o derecha, el pueblo se beneficia en muy poco; unos no hayan como sacarlo del lodo y terminan conduciendo gobiernos unilaterales "nacionalistas" dónde parece que el fin máximo no es encontrar una igualdad en que todos seamos ricos, sino una en que todos seamos pobres; otros se la pasan vendiendo al país bajo la máscara de la democracia y la modernidad, enriqueciéndose a costa nuestra.
El problema con la libertad de expresión es que existe y existirá sólo parcialmente. En tanto alguien detente el poder, sin importar el bando, siempre tendrá oposición, y la oposición jamás es bienvenida.

Anónimo dijo...

chavez es un maldito seguidor de hitlerrrrrrrrrr!

jord∂n∂ ∂mÿ dijo...

no creo que sea un seguidor de hitler
pero sí que es un represor...

es normal..

el poder corrompe.